¿Tiene la idea de invertir este 2021? Obtenga los mejores dividendos del mercado bursátil

bolsa-de-Valores

Es esencial para alguien que quiera dedicar su vida de lleno a generar sus ingresos con base a inversiones en el mercado bursátil, entender completamente su amplio significado y cuales son su detalles favorables y fuertes, aunque más importante aún, es identificar los puntos que podrían llegar a ser desfavorables.

Existe entonces una alta variedad de frentes por los cuales entrar a competir en este mercado, aunque lo que hace que este desarrollo de inversión sea más fácil es la estructuración de una estrategia con base a investigaciones confiables.

En Academia Forex hemos analizado minuciosamente lo que este tipo de mercados pueden ofrecer a los inversores en estas épocas de dificultad económica por culpa de la pandemia del coronavirus.

Contenido

1. ¿Qué significa mercado bursátil?

2. Estructura funcional del mercado de valores

3. Clasificación de los mercados bursátiles

4. ¿Qué es un CFD en la bolsa y cómo operarlo?

5. ¿Cómo invertir en el mercado bursátil?

6. Diferencia entre mercado bursátil y extrabursátil

7. Preguntas Frecuentes

¿Qué significa mercado bursátil?

En la actualidad, mercado bursátil es el nombre que recibe la aglomeración de empresas o entidades y personas, que tranzan productos financieros con el fin de obtener alguna rentabilidad o financiación. Entre las entidades de este tipo se encuentran las casas de bolsas internacionales, los establecimientos bancarios, las bolsas de valores, las emisoras financieras y los inversionistas.

Dependiendo de los valores que se encuentren en circulación, estos mercados de valores amplían el margen de oportunidades sobre las ordenes de oferta y demanda para ser solicitadas por los clientes que esperan continuar con lo programado en su estrategia.

El mercado bursátil entre sus propiedades más sobresalientes se puede mencionar que este tipo de comercios están totalmente regulados y son centralizados para basar cada proceso de inversión en un reglamento con parámetros claros con el cual guiar los parámetros con los que se establece cada inversión.

De esta manera se dan las bases para proyectos de financiación de diferentes compañías que emiten las cotizaciones de sus activos o títulos ofertados, los cuales son comprados por algún fondo de inversión o por capitales individuales.

Estructura funcional del mercado de valores

En síntesis, el mercado de valores y su funcionamiento depende primordialmente de tener rendimientos altos para sus inversionistas y que se traduzcan en un mayor consumo por parte de nuevos clientes a un largo o mediano plazo.

Cada inversionista puede obtener las acciones de la compañía que desee, siempre y cuando esta comercie a través de la oferta y la demanda cada título que estará disponible. A su vez y al igual que alguna empresa también se logra a través de emisoras cotizantes en cualquiera de las bolsas internacionales que permitan acceder a su sistema.

En la estructura funcional de cada mercado bursátil, las emisoras que ejercen sus cotizaciones tienen un atractivo mayor en el ámbito tanto local e internacional, esto gracias a la transparencia de cada proceso que se basa en unas normas que otorgan una gobernabilidad corporativa que gestione de manera empresarial y clara los procesos entre los grupos de administración, consejerías y accionistas.

Con este tipo de seguridad se busca que cada vez más inversores extranjeros se vean atraídos e involucren su capital en estos mercados, pues en el ámbito mundial existen diferentes bolsas internacionales en las que se dan cotizaciones de otro tipo de sectores. Cada uno de estos tiene como misión realizar la gestión de cada operación con el más alto estándar normativo entre quienes realizan ofertas y demandas en el mercado bursátil, al igual que con los oferentes y compradores.

En la lista de las más sobresalientes el mundo se encuentra como líder la bolsa de Nueva York ubicada en Wall Street la cual fue establecida en el año 1972 y sigue con su modelo operativo sobre transacciones de voz a voz. La acompaña también NASDAQ, la asociación que se consolida como la segunda bolsa más grande de estados unidos que opera solo de forma electrónica y permite la participación de nueve países europeos.

En la amplitud del mercado bursátil sobresale también la bolsa de Tokio, la cual ostenta el título de ser la tercera más grande a nivel mundial y la primera del continente asiático. Desde este lado del mundo también se comercian acciones en la bolsa de Shanghai que está de segunda en importancia de la republica China y está regulada por la comisión reguladora de valores del país.

Finalmente se menciona la bolsa de valores de Hong Kong siendo esta la más importante del país asiático, y la quinta en la lista de mayor capitalización bursátil. En esta se cotizan más de 1.450 compañías que no tienen regulaciones tan estrictas como en otro tipo de mercado de valores.

Clasificación de los mercados bursátiles

El mercado bursátil es destacado por su versatilidad y características únicas con las que se pueden clasificar de manera compleja su forma de operar, de organización o la forma de relacionarse entre los participantes del mercado.

Dependiendo de las formas como se clasifican, así mismo también el inversionista puede elegir y perfilar su decisión sobre el lugar para poner su dinero, estas son algunas de ellas:

  • Geográficamente: Se clasifica también de manera geográfica por una parte a nivel nacional, el cual es soportado en el mercado de valores de algún estado en específico en la que se redistribuyen los caudales entre varios de los agentes financieros. También lo hacen de manera regional, con un comercio en una región donde ocurre una circulación de tipo cerrado, este tiene la posibilidad de tomar forma en un país, aunque tiene la capacidad de conjugar algunos de los mercados nacionales. Por último, en el ámbito de las bolsas internacionales este tipo de mercado bursátil permite rotar valores entre algunos países y sus regiones facilitando las transferencias de dinero entre las partes.
  • De tipos de transacción: Se encuentran dos tipos de mercados, el primero que se denomina de contado, ejecuta la liquidación rápida de transacciones que tomarán un máximo de dos días hábiles. A su vez, el mercado de derivados establece un valor derivado que presenta retrasos en la entrega cada transacción.
  • De organización: Se siguen las normas establecidas para cada mercado bursátil para la venta y la compra de cada valor ofrecido, solo las acciones de cada compañía que cotiza en la bolsa son emitidas en el mercado regulado.
  • De rotación de acciones: Las ofertas iniciales de cada acción se dan en el mercado de valores primario y cada una podría ser de carácter público o privado. Si es privada, solo cierta cantidad de clientes pueden comprar las acciones sin exteriorizar la información financiera. Por el contrario, si es de tipo público, cada compañía oferta una porción al público en general y se visibilizan en la bolsa al mismo tiempo que la empresa que las emite obtiene capitales desde el precio ofertado inicialmente.
  • De emisor: Se dan desde los mercados de valores estatales, en los cuales circula cada valor que es de deuda totalmente publica los cuales se emiten para soportar un posible déficit en el capital presupuestado para el estado o proyectos del gobierno. Si se considera de carácter corporativo, cada compañía comercial actúa de forma que emite cada deuda para obtener capitales que puedan ser invertidos en varias oportunidades de tipo corporativo.
  • De tipo comercial: Permite que converjan los mercados tradicionales y los que son más informatizados. Los primeros que mantienen cada transacción de forma básica y estrecha entre el comprador y el vendedor. Los segundos, poseen la versatilidad de una red informática que soporta cada transacción y una posibilidad utilizar el terminal de negocios.

¿Qué es un CFD en la bolsa y cómo operar con este instrumento?

Recordamos que un Contrato por Diferencia o CFD, se estructura como un acuerdo de carácter comercial con el que se podrán tomar posiciones en el mercado financiero, especulando sobre el movimiento del precio de algún activo en particular, esto con la posibilidad de sacar márgenes positivos, aunque también pueden resultar en negativos.

Los contratos por diferencias de precios permiten sacar provecho sin tener que adquirir el activo en particular, sin que la ganancia se dará dependiendo de la posición de compra o venta que se tome, sin importar que los precios vayan al alza o a la baja.

Al ser unos de los derivados financieros más usados, están presentes en la mayoría de los mercados y en el caso que nos compete puede ser aplicado y operado en el de las acciones emitidas por cada compañía.

Al comprar una acción se está adquiriendo una porción del capital social de la compañía, lo que quiere decir que se otorgan derechos como voz y voto en juntas de accionistas y es posible cobrar dividendos sobre la venta de esta. Con los CFDs se puede generar un contrato sobre el valor de la misma acción.

Cada elección que hace el cliente que quiere invertir en acciones dependerá del riesgo que quiera manejar, pues cada producto podría ofrecer alternativas variadas según las preferencias. Esto significa que, si se quiere invertir directamente una acción, por ejemplo, se va a necesitar un monto de capital alto.

Por el contrario, en los ETFs por ejemplo, se permite acceder a los diferentes sectores a través de montos de inversión un poco mas bajos. Y si por el contrario se utilizan los contratos por diferencia, estos otorgan apalancamiento que robustece la posibilidad de una diversificación en la estrategia.
Aquí podemos conocer un poco sobre los activos que están disponibles para invertir en el mercado bursátil:

  • Futuros: Son los contratos que se cierran entre dos partes, donde se codifica la promesa de un intercambio futuro sobre un activo físico, en un precio y fecha establecidos.
  • ETFs: Se trata de los fondos comunes de carácter privado que se cotizan sobre un periodo de tiempo en el mercado de valores.
  • Acciones: Activo que es ofertado por diferentes compañías en busca de una capitalización a cambio de esta parte alícuota cotizada en la bolsa.
  • CFDs: Son los contratos por diferencia que permiten operar con base al movimiento del precio de un subyacente, con el fin de sacar márgenes positivos de él.

¿Como invertir en el mercado bursátil?

Como en la mayoría de las inversiones, cada camino que se inicie debería estar fundamentado en bases sólidas que se proyectan desde un cronograma, y permiten seguir un plan de trabajo con metas rentables y plazos acordes a los montos de capital que se puede permitir invertir el cliente.

Como se menciona anteriormente, se debe diseñar una estrategia que gestione los porcentajes de patrimonio que se van a utilizar, de esta forma construir un perfil propio como inversionista dependiendo del riesgo que se quiera permitir y el tiempo que se quiera emplear para recibir rentabilidad de la inversión.

La pasividad como inversor en el mercado bursátil y en el proceso podría representarse en la elección de un riesgo menor y al mismo momento de un tiempo escaso para poder dedicarle a la administración de su cartera de inversión. Por el contrario, si se dedican más horas al engranaje de la estrategia se pueden elegir riesgos altos y oportunidades de invertir en monedas y acciones.

De tener la necesidad, se entiende que es positivo recibir la guía de un asesor o agente para que este aterrice al cliente sobre cada riesgo, comisión y mecanismo que permita decidir de manera crítica.

La definición de objetivos es vital, así el inversionista se podrá responder la pregunta de ¿para qué se quiere invertir en el mercado bursátil? Respuesta que dejará de lado las decisiones con prisa y centrará la vista e importancia al detalle, en el objetivo general de inversión y sus específicos.

Diferencia entre mercado bursátil y extrabursátil

Es conocido en el mundo de las inversiones, que el mercado bursátil ha sido estructurado para comercializar y negociar cada uno de los pequeños mercados de valores a lo largo del mundo, en los que se da el escenario para intercambiar activos financieros como cada titulo de valor de una empresa.

En cambio, el mercado extrabursátil al cual también se le conoce como OTC “Over The Counter” o “Sobre el mostrador” por su traducción al español, permite a los inversores operar activos de manera directa con el emisor, negociación que se hace fuera de los parámetros establecidos por el mercado centralizado de la bolsa de valores.

En este tipo de plazas de negociación con características OTC, se ofertan contratos con estándares que permiten hacer operaciones sobre los precios de activos subyacentes, las que dependen directamente del monto de dinero a utilizar y en ocasiones de la fecha en la que vence la operación.

Aunque está por fuera de la bolsa de valores, el mercado extrabursátil también cuenta con algunas regulaciones, gracias a su asociación a alguna cámara de compensación que actúa a modo de intermediario.

Preguntas Frecuentes

¿Qué significa la palabra bursátil?

Cada activo, instrumento financiero, percepción o actividad que esté directamente ligada a las bolsas de valores a lo largo del mundo recibe el adjetivo de sufrir un carácter bursátil.

En este tipo de centros de negocios como el mercado bursátil convergen las ordenes comerciales de compra y venta para activos financieros que son liderados con propiedad por las acciones que emiten diferentes compañías.

Estas son ofertadas con diferentes planes de capitalización, ya sea de proyectos futuros o simplemente por participación en la parte administrativa de las mismas.

¿Qué son las bolsas de valores internacionales?

Las bolsas de valores son organizaciones de carácter privado quienes conceden herramientas y facilidades para que sus miembros ejecuten órdenes y hagan negocios vendiendo o comprando valores que pueden ser bonos públicos y privados, acciones y certificados de poder, entre otros.

Estas mismas formaciones que trascienden los continentes son también llamadas “bolsas internacionales” y no difieren demasiado la una de la otra, otorgando versatilidad dependiendo del capital y el tiempo que quiera emplear cada cliente.

¿Qué es un mercado bursátil y extrabursátil?

Se define al mercado extrabursátil como aquel que ocurre gracias a la comercialización de activos o de valores por fuera de la reglamentación y los escenarios estrictos que se brindan en una bolsa, contrario a lo que ocurren en el bursátil tradicional.

Este extrabursátil tiene como característica más notoria la negociación entre las partes a través de que se facilita gracias a herramientas telefónicas y en la red a través de un computador.

Deje una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *